California busca agresivamente un futuro sin petróleo - World Energy Trade

California busca agresivamente un futuro sin petróleo

California busca agresivamente un futuro sin petróleo

California está abandonando el petróleo a un ritmo más rápido que la mayoría de los estados, y no parece que vaya a detenerse pronto.

América

La industria petrolera de California proporciona una importante fuente de ingresos para el estado y crea un gran número de puestos de trabajo, pero eso no impedirá que el gobernador del estado la elimine gradualmente.

La semana pasada, el gobernador demócrata de California, Gavin Newsom, propuso una zona de amortiguación de 3.200 pies entre los pozos de petróleo y gas y los hogares, las escuelas, los hospitales y otras zonas pobladas en toda California.

En la actualidad, unos 5 millones de californianos viven a menos de 1 milla de un pozo de petróleo o gas. Esta nueva norma no se aplicaría a los pozos existentes, pero limitaría las futuras perforaciones de pozos.

Otros grandes estados productores de petróleo, como Colorado, Pensilvania y Texas, ya han introducido este tipo de legislación para garantizar la salud y la seguridad de las poblaciones que viven en zonas petroleras, pero la norma de California sería la de mayor alcance en caso de salir adelante.

Siendo el séptimo estado productor de petróleo de EE.UU., con una producción de unos 463.000 bpd de petróleo equivalente, y obteniendo unos US$ 90 millones anuales de los arrendamientos de petróleo y gas en alta mar, luchar contra la industria que sustenta el crecimiento económico del estado puede resultar chocante. Sin embargo, éste es sólo el más reciente de varios intentos del gobierno estatal por frenar el poder de las grandes petroleras.

Esta decisión se produce apenas unas semanas después de que un importante derrame de petróleo en la región provocara llamados para poner fin a las perforaciones.

El derrame de petróleo de unos 3.000 barriles, cubrió un área de 13 millas cuadradas del Océano Pacífico a principios de este mes, llegando a las playas de Huntington y Newport y dejando a su paso peces muertos, aves cubiertas de petróleo y humedales contaminados.

Las autoridades han sugerido que la culpa la tiene la anticuada infraestructura energética de California, investigando inicialmente un oleoducto de 41 años de antigüedad como causa del vertido.

Los derrames de petróleo y el estímulo internacional para abandonar los combustibles fósiles y optar por alternativas renovables han llevado a muchas organizaciones ecologistas y comunidades de toda California a presionar al gobierno local para que haga un cambio.

Decisiones que encuentran oposición

Pero las grandes petroleras y las organizaciones petroleras estatales, como la Western States Petroleum Association y el State Building and Construction Trades Council, se oponen desde hace tiempo a varias de las políticas petroleras de California y se oponen a los activistas medioambientales, insistiendo en que los ingresos procedentes del petróleo son vitales para la economía del estado y para la creación de empleo.

Existe una batalla constante entre la industria petrolera de California y quienes se benefician de los ingresos del petróleo empleo, y los grupos ecologistas y la izquierda liberal que quieren que se introduzcan políticas energéticas más respetuosas con el medio ambiente, en línea con los objetivos climáticos del presidente Biden.

El gobierno del estado debe mantener una delgada línea entre los dos bandos, apoyando a una de sus principales industrias productoras de ingresos, así como apelando a su amplia demografía demócrata.

El gobernador Newsom ha sido firme al hablar en contra de las grandes petroleras cuando se trata de apoyar los objetivos nacionales de un "futuro más verde".

A principios de este año, Newsom anunció el objetivo de acabar con las perforaciones petrolíferas en California para 2045, empezando por prohibir nuevos permisos de fracking en un plazo de tres años. Newsom se ha puesto en contacto con la Junta de Recursos del Aire de California, el grupo que elabora la política estatal sobre el cambio climático, para que apoye el desarrollo de una estrategia de eliminación progresiva del petróleo y el gas para 2045.

Newsom tuiteó sobre la medida: "No estamos esperando a que llegue un futuro de energía limpia: estamos dando grandes pasos para llegar a él. California pondrá fin a la fracturación hidráulica y es el primer estado que fija una fecha para eliminar toda la extracción de petróleo. Estamos comprometidos con un futuro más saludable para las familias de CA".

Esto se suma a la trayectoria progresista de California en cuanto a políticas respetuosas con el clima, ya que el estado espera prohibir los vehículos de gasolina a partir de 2035.

Una visión progresista

Tras haber dependido casi por completo del petróleo y el gas para los ingresos del Estado en el pasado, California es ahora un centro de varias industrias de éxito, como la tecnología, las energías renovables y la fabricación de automóviles.

Por ejemplo, uno de los principales productos de exportación del estado son los vehículos eléctricos, y el gobierno anima a los fabricantes de automóviles a vender más camiones de trabajo y furgonetas de reparto eléctricas a medida que crece la demanda.

En California se está viendo los inicios de un claro movimiento de alejamiento del petróleo y el gas, ya sea que las grandes petroleras quieren admitirlo o no.

Aunque parece difícil que se produzca un alejamiento del petróleo y el gas en un estado tan productor, cuando se observan las recientes tendencias del mercado, como la caída del 90% de los permisos para todo tipo de perforaciones petrolíferas en el estado en el primer trimestre de 2021, esto parece cada vez más viable.

Mientras se celebra la cumbre del clima de COP26, en la que participan varias grandes potencias mundiales, que animan a los países de todo el mundo a abandonar su dependencia energética de los combustibles fósiles, California está respondiendo.

Los objetivos de la California liberal y urbana están ganando adeptos en detrimento de los habitantes de los pueblos pequeños que siguen dependiendo de la industria del petróleo y el gas. En última instancia, California parece dispuesta a respaldar al presidente Biden hasta el final en su lucha contra el cambio climático y el abandono de las energías no renovables.

 

Te puede interesar:

Si eres seguidor de World Energy Trade hoy puedes resultarnos más útil que nunca. La emergencia del coronavirus ha ocasionado un lógico desplome sin precedentes de la publicidad, nuestro único sustento económico para poder informar.

Necesitamos a todos y cada uno de nuestros trabajadores y colaboradores que, cada día, están demostrando su valía en un entorno de trabajo complicado por las restricciones que impone el virus. Jornadas laborales interminables y medios tecnológicos no habituales hacen aún más difícil y costosa nuestra labor. Con la publicidad en crisis, el lector de World Energy Trade puede ser un asidero de enorme importancia.

Danos tu apoyo aportando lo que quieras.

QUIERO COLABORAR

No pierdas la oportunidad de leer este reportaje:

Vehiculos Electrico Hidrogeno Foto Ref
 
Visita MediaKit