China quiere aumentar su producción de petróleo y gas en 2020 - World Energy Trade

China quiere aumentar su producción de petróleo y gas en 2020

El objetivo se enmarca en un plan de acción de siete años

El objetivo se enmarca en un plan de acción de siete años

Producción
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 

China está apuntando a otro aumento de la producción nacional de crudo para 2020, a pesar de que las empresas energéticas controladas por el Estado están reduciendo sus planes de inversión en upstream después de que los precios del petróleo se desplomaron a principios de este año.

La Administración Nacional de Energía (NEA) dijo que los productores deberían apuntar a una producción bruta de 3.86 millones bpd en 2020. Esta cifra equivale a un incremento de 1.6% con respecto a la producción alcanzada en 2019.

La producción nacional de petróleo y gas de China está dominada por las tres grandes empresas que son de propiedad estatal, PetroChina, Sinopec y CNOOC. Estas empresas han estado trabajando para incrementar las reservas y la producción dentro de un plan de acción de siete años diseñado para fortalecer la seguridad energética de China y que fue anunciado por el gobierno en 2018.

La crisis de la aviación mundial retrasará hasta 2022 la recuperación de la demanda de petróleo
OIL & GAS
La crisis de la aviación mundial retrasará hasta 2022 la recuperación de la demanda de petróleo

En 2019 este plan ayudó a revertir una disminución consecutiva de 3 años en la producción interna. La producción bruta de China en 2019 alcanzó los 3.8 MMbpd, lo cual es 1% superior al nivel alcanzado en 2018. Sin embargo, aún está por debajo de pico alcanzado en el año 2015 de 4.3 MMbpd.

La NEA informó a finales del año pasado que la inversión interna en el sector upstream aumento en 2019 a US$ 47 mil millones (332.1 billones de yuanes), lo que equivale a 21.9% por encima de la cifra del año 2018.

Sin embargo, este impulso en las inversiones fue seriamente afectado por el desplome de los precios del petróleo en marzo y el impacto de la pandemia de Covid-19 sobre la demanda de petróleo crudo y combustibles.

Las perspectivas de inversión de las empresas de upstream han sido sometidas a severas revisiones y recortes, lo que ha planteado interrogaciones sobre la viabilidad de los planes a largo plazo de China para impulsar la producción nacional.

La estatal PetroChina, es el mayor productor upstream del país, a finales de abril redujo sus planes de gastos de capital (CAPEX) para 2020 en casi un 30% desde su objetivo original, hasta alrededor de CNY 200 billones (US$ 28.2 mil millones).

Los recortes siguieron a la primera pérdida trimestral de PetroChina desde 2016. El sector upstream representa más de 75% del CAPEX total de la empresa.

Por su parte, CNOOC, enfocada en exploración offshore, ha reducido su objetivo de CAPEX para 2020 en CNY 10 billones (US$ 1.41 mil millones), con lo cual el rango se coloca entre CNY 75 – 85 billones.

Sinopec también estableció planes en abril para reducir su CAPEX, sin embargo la cantidad no ha sido públicamente especificada, se comentó que estará en línea con las condiciones del mercado. Las cifras del primer trimestre de 2020 de Sinopec la situaron con un aumento interanual de 9.7% en el gasto upstream a CNY 6.1 billones (US$ 8.6 mil millones).

¿Cuáles han sido los aportes de las empresas en la producción interna?

La producción doméstica de PetroChina en el primer trimestre de 2020 fue de 2.05 millones de bpd, un 2.3% por encima de la producción de 2018.

Su producción de gas natural aumentó con más fuerza, ganando en 10.2% a 11.25 billones de pies cúbicos por día (319 millones de m³/día).

La producción nacional de crudo de Sinopec aumentó en 0.2% a 676,000 bpd, mientras que la producción nacional de petróleo y gas de CNOOC aumentó en 9.7% a 957,000 bpd de petróleo equivalente.

El aumento de la producción fue reflejo de la expansión de la capacidad tras el aumento del CAPEX en 2019. Por otra parte, la brecha natural que se presenta entre el momento en que se toman las decisiones de inversión y la producción efectiva puede ayudar a los productores a cumplir los últimos objetivos de la NEA.

En otras palabras, los recortes de inversión de este año pueden no tener un impacto en las operaciones sino hasta el 2021, cuando la nueva capacidad que se está alineando tendrá dificultades para compensar la declinación de la producción de los pozos maduros.

China tiene como objetivo para 2020 aumentar la producción de gas natural a 181 billones de m³ (495 millones m³/día) desde los 173 billones de m³ producidos en 2019, dijo la NEA.

 

 

Te puede interesar: