El principal importador de petróleo del mundo está dando la espalda a Arabia Saudita - World Energy Trade

El principal importador de petróleo del mundo está dando la espalda a Arabia Saudita

Arabia Saudita ahora es el tercer proveedor de crudo de China

Arabia Saudita ahora es el tercer proveedor de crudo de China

Distribución
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times
Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

En los últimos meses, el mayor exportador de petróleo del mundo, Arabia Saudita, ha perdido cuota en el mercado de petróleo de China, ya que el principal consumidor de petróleo del mundo ha impulsado las importaciones desde América y ha reducido las compras en Arabia Saudita. China ha importado volúmenes récord de petróleo crudo en los últimos meses, aprovechandose de precios del crudo más económicos, como lo fue en abril de este año.

En su búsqueda de ofertas para obtener petróleo a bajo precio, los gigantes petroleros estatales chinos y las refinerías independientes por igual se hicieron con cargas baratas de los Estados Unidos en abril, que se cargaron en mayo, empezaron a llegar a China en junio y establecieron récords en julio.

Al mismo tiempo, las importaciones chinas de petróleo de Arabia Saudita -después de alcanzar máximos históricos en mayo y junio gracias a los precios de oferta que los sauditas ofrecieron en la breve guerra de precios por la cuota de mercado en marzo y abril- se redujeron en julio al disminuir la disponibilidad de crudo del Oriente Medio después de mayo con los recortes de la OPEP+.

La mayor debilidad de la industria petrolera es su dependencia de China
OIL & GAS
La mayor debilidad de la industria petrolera es su dependencia de China

Los refinadores chinos fueron compradores oportunistas de crudo en marzo y abril, y dado el menor tiempo de viaje de los petroleros entre el Oriente Medio y China, en comparación con la ruta entre los Estados Unidos y China, las importaciones chinas de crudo de Arabia Saudita se redujeron ya en julio con respecto a los máximos históricos de los dos meses anteriores. Mientras tanto, la ruta de aproximadamente 45 días de los Estados Unidos a China significa que el petróleo crudo barato de EEUU que fue cargado en mayo, empezó a llegar a China en gran cantidad en julio.

El mes pasado, Arabia Saudita se deslizó al tercer lugar en la lista de los principales proveedores de petróleo de China detrás de Rusia e Irak - la primera vez en dos años que el Reino no ha sido el proveedor de petróleo número uno o número dos del principal importador de petróleo del mundo.

Los recortes de producción de la OPEP+ seguramente han jugado un papel en las preferencias de los compradores chinos. La disminución de las exportaciones del Oriente Medio restringió la disponibilidad de esas calidades, lo que hizo subir el precio de la referencia Omán/Dubai del Oriente Medio, contra la cual los productores de petróleo del Golfo fijan el precio de su petróleo que va a Asia.

Mientras que las exportaciones de petróleo de Arabia Saudita a China en julio disminuyeron en un 23,4% a 1,26 millones de barriles por día (bpd) - convirtiendo a Arabia Saudita en el tercer mayor proveedor de petróleo de China, mientras que las importaciones chinas de crudo estadounidense se dispararon en un 139% o año tras año, a alrededor de 864.200 bpd, colocando a Estados Unidos en el quinto lugar entre los proveedores chinos.

Para comparar, en cada uno de los meses de mayo y junio, China importó 2,16 millones de bpd de crudo saudí, un récord. Arabia Saudita ha perdido cuota de mercado en China no sólo para los EE.UU. sino también para Brasil, según las estimaciones del columnista de Reuters Clyde Russell.

La razón clave de este desarrollo fue similar a la razón por la que las altas importaciones de EE.UU.-China fueron a la caza de ofertas para el crudo ultra barato cuando los precios se desplomaron en marzo y abril, gracias a la guerra de precios del petróleo saudí-ruso, entre otras cosas, relacionadas con la pandemia.

Los datos de Refinitiv Eikon sugieren que las importaciones de petróleo crudo de China en los Estados Unidos seguirán siendo fuertes en agosto, mientras que la visibilidad para septiembre y después es algo menor, aunque un reciente informe de Bloomberg sugirió que China había fletado buques cisterna que podrían entregar hasta 37 millones de barriles de petróleo crudo de los Estados Unidos en septiembre, un posible récord.

En agosto, Arabia Saudita todavía no ha aumentado sus exportaciones de petróleo crudo, a pesar de que el grupo de la OPEP+ está suavizando los recortes de producción en un total de 2 millones de barriles diarios a partir del 1º de agosto.

Después de septiembre, los saudíes podrían recuperar parte de la cuota de mercado perdida por EE.UU. (y Brasil) en los últimos dos meses, ya que la compra china de petróleo americano puede haber llegado a su fin, argumenta Russell de Reuters.

A pesar del aumento de las compras de petróleo estadounidense en los últimos meses, los analistas no creen que la motivación principal de China para esto haya sido tratar de cumplir su promesa en la Fase 1 del acuerdo comercial entre EE.UU. y China de comprar muchos más productos energéticos estadounidenses. Las importaciones mensuales récord de petróleo de Estados Unidos fueron en cambio el resultado de la búsqueda de petróleo barato durante la caída de los precios de marzo-abril.

Arabia Saudita tiene la oportunidad de aumentar su cuota de mercado en China de nuevo en algún momento a finales de año. Pero no serán los saudíes los que dicten el mercado, sino la demanda y los márgenes de refinado en Asia, las diferencias de precio de las calidades de varias regiones y, por supuesto, la política de compras de petróleo de China en el futuro.

 

Noticia tomada de: OilPrice / Traducción libre del inglés por WorldEnergyTrade.com

 

Te puede interesar: