Los océanos: ¿el mejor lugar para obtener metales de batería EV? - World Energy Trade

Los océanos: ¿el mejor lugar para obtener metales de batería EV?

Los hallazgos sugieren que los nódulos oceánicos pueden proporcionar ciertas ventajas a diferencia de la minería terrestre

Los hallazgos sugieren que los nódulos oceánicos pueden proporcionar ciertas ventajas a diferencia de la minería terrestre

Minería
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times
Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Una coalición de investigadores y científicos líderes ha publicado los hallazgos de un estudio de un año sobre los impactos del abastecimiento de metales para producir cátodos de batería y cableado para vehículos eléctricos (EV). 

METALES
First Cobalt se plantea ser el primer productor de sulfato de cobalto de Norteamérica

A medida que la llamada a una transición hacia la energía renovable y el transporte eléctrico se vuelve más fuerte frente al aumento del caos climático global, el estudio, encargado por DeepGreen, examina cómo podemos obtener la enorme cantidad de recursos minerales necesarios para alejarnos por completo de los combustibles fósiles con la menor cantidad de daño al planeta. Según las proyecciones del Banco Mundial, la demanda de ciertos metales de baterías EV aumentará 11 veces el nivel actual para 2050, y se pronostica que la escasez de níquel, cobalto y cobre surgirá tan pronto como 2025.  

"El propósito de este esfuerzo de investigación en profundidad es proporcionar una visión sustantiva de los impactos de diferentes fuentes de los metales críticos de la batería que constituyen la base de la economía de energía limpia", dijo el presidente y CEO de DeepGreen, Gerard Barron.

El Sr. Gerard Barron explico que la escala de la transición verde es monumental, y la línea de tiempo es desalentadora, dijo que el pasado 22 de abril aniversario número 50 del Día de la Tierra, se tuvo una conversación honesta acerca de los recursos necesarios para llegar a las energías renovables y el transporte eléctrico.  

“Creemos que los nódulos polimetálicos son una parte importante de la solución. Contienen altas concentraciones de níquel, cobalto y manganeso; son efectivamente una batería EV en una roca”, explico el Sr. Barron.

“Los nódulos oceánicos son un recurso único a considerar en un momento en que la sociedad necesita urgentemente una buena solución para suministrar nuevos metales vírgenes para la transición verde. La extracción de metales vírgenes, de cualquier fuente, no es, por definición, sostenible y genera daños ambientales. Es nuestra responsabilidad comprender los beneficios, así como los daños asociados con el suministro de metales básicos a partir de nódulos”, siguió comunicando Gerard Barron, Presidente y CEO de DeepGreen.

Composición de nódulos vs. minerales terrestres

Figura 1. Composición de nódulos vs. minerales terrestres

Necesitamos una transición verde, pero ¿a qué costo?  

El primer estudio de LCSA (lifecycle sustainability analysis) de su tipo proporciona una comparación en profundidad de los impactos desde el inicio hasta la puerta de la producción de metales a partir de minerales terrestres y nódulos polimetálicos, ambas fuentes de níquel, cobalto, cobre y manganeso son requeridos para construir baterías de vehículos eléctricos.

METALES
Aprueban la próxima campaña de perforación minera de Los Andes Copper en Chile

Los investigadores también examinan los impactos relativos de la extracción, procesamiento y refinación de estos metales básicos clave en varias categorías de impacto, que incluyen: emisiones de gases de efecto invernadero y secuestro de carbono, servicios del ecosistema, recursos y hábitats no vivos, biodiversidad, salud humana y economía. 

"En nuestra opinión, el documento brinda una consideración integral de los impactos ambientales, sociales y económicos asociados con la minería terrestre y profunda de metales usados ​​en vehículos eléctricos", Todd Cort, codirector del Centro de Negocios y Medio Ambiente de Yale y Cary Krosinsky y profesor de finanzas sostenibles en la Yale School of Management.  

Los nódulos polimetálicos están hechos de minerales casi 100% utilizables y no contienen niveles tóxicos de elementos nocivos, en comparación con los minerales extraídos de la tierra que tienen rendimientos cada vez más bajos (a menudo inferiores al 1%) y a menudo contienen niveles tóxicos de elementos nocivos. Esto significa que la producción de metales a partir de nódulos tiene el potencial de generar casi cero desechos sólidos y no genera relaves tóxicos a diferencia de los procesos de minería terrestre que producen miles de millones de toneladas de desechos y pueden filtrar toxinas mortales en los recursos hídricos y del suelo.  

La producción de metales a partir de nódulos polimetálicos tiene el potencial de generar casi cero desechos sólidos y no genera relaves tóxicos 

Con base en una evaluación de impacto relativo de minerales terrestres y nódulos oceánicos, los investigadores encuentran que la recolección y el procesamiento de nódulos pueden brindar una reducción del 70% en las emisiones equivalentes de dióxido de carbono, reducción del 94% en el carbono almacenado en riesgo, reducción del 90% en emisiones de SOx y NOx, 100% menos desechos sólidos, 94% menos uso de la tierra, 92% menos deforestación, cero trabajo infantil y entre otros beneficios.

Figura 1. Los nódulos polimetálicos están hechos de minerales casi 100% utilizables y no contienen niveles tóxicos de elementos nocivos, en comparación con los minerales extraídos de la tierra que tienen rendimientos cada vez más bajos (a menudo inferiores al 1%) y a menudo contienen niveles tóxicos de elementos nocivos.

Uno de los principales investigadores del estudio titulado '¿De dónde deberían venir los metales para la transición verde?', el biólogo marino y ecologista Dr. Steven Katona, dijo sobre los hallazgos: “En los últimos 5 años ha habido una mayor conciencia de los impactos ambientales, sociales y económicos de la producción de metales a partir de minerales terrestres. Básicamente, nos basamos en los indicadores de evaluación del ciclo de vida existentes para la minería terrestre y creamos una comparación de manzanas con manzanas para la producción de material de batería a partir de nódulos oceánicos”.

"El estudio de comparativa LCSA permite a los fabricantes de automóviles, empresas de tecnología y responsables políticos comprender cómo estas diferentes fuentes de metales básicos clave se comparan entre sí con respecto a sus impactos".  

Si bien el fondo marino profundo es un ambiente pobre en alimentos con biomasa limitada, persisten las incertidumbres sobre la naturaleza, así como las escalas temporales y espaciales de los impactos de la recolección de nódulos en la vida silvestre de las aguas profundas.

El estudio proporciona el contexto más amplio para una evaluación de impacto ambiental y social (ESIA) más profunda y plurianual realizada por DeepGreen, la compañía dice que será el mayor programa integrado de ciencia de los fondos marinos a la superficie de los océanos profundos jamás llevado a cabo, con más de 100 estudios separados que se están llevando a cabo.

METALES
El silicio recibe un salto con la adición de nanotubos de carbono

DeepGreen se ha asociado con tres estados insulares del Pacífico para realizar estudios ambientales, exploración de minerales y desarrollo de proyectos en aguas profundas. A través de estas relaciones con la República de Nauru, la República de Kiribati y el Reino de Tonga, DeepGreen tiene derechos exclusivos bajo la Autoridad Internacional de los Fondos Marinos para explorar nódulos polimetálicos en regiones de la zona Clarion Clipperton del Océano Pacífico.  

En los últimos meses, DeepGreen ha seguido presionando para interrumpir la industria de los minerales y remodelar la forma en que se obtienen, procesan y finalmente reciclan los metales críticos de la batería, a través de varios hitos clave. En octubre, DeepGreen obtuvo su primer metal de nódulos polimetálicos en un laboratorio de procesamiento, y en marzo, el socio de la compañía, Allseas, adquirió un antiguo barco de perforación para convertirlo en un recipiente de recolección de nódulos polimetálicos.

A principios de este mes, la compañía anunció la adquisición de Tonga Offshore Mining Limited (TOML), que le da a DeepGreen acceso a un tercer área de contrato del fondo marino en el que explorar en busca de metales de baterías con un impacto ambiental y social significativamente menor. Como parte de su compromiso de desarrollar estos recursos, que se definen como el 'Patrimonio Común' de la Humanidad, DeepGreen se compromete a una total transparencia, se ha comprometido a compartir todo el conocimiento generado y actualmente está involucrado en un proceso global de participación de las partes interesadas.  

En conclusión, los hallazgos sugieren que, en comparación con la extracción de la tierra en busca de metales de batería, los nódulos oceánicos pueden proporcionar:  

  • 70% menos de emisiones directas de CO2 equivalente  
  • 94% menos de carbono almacenado en riesgo  
  • Reducción del 90% en SOx y NOx emisiones  
  • 100% de reducción en residuos sólidos
  • 94% menos de uso del suelo  
  • 93% menos vida silvestre en riesgo  

 

Te puede interesar: Impacto del COVID-19 en la producción mundial minera