La producción de petróleo del Golfo de México de EEUU continuará estableciendo récords hasta 2020 - World Energy Trade
18
Lun, Nov
INNOVADORES

La producción de petróleo del Golfo de México de EEUU continuará estableciendo récords hasta 2020

Appomattox es la plataforma flotante de Shell más grande en el Golfo de México

Appomattox es la plataforma flotante de Shell más grande en el Golfo de México

Producción
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 

La producción de crudo estadounidense en aguas federales en el Golfo de México ha alcanzado records desde el año 2018 y de acuerdo a las proyecciones de la Administración de Información de Energía de EE.UU. (EIA), la tendencia continuará en 2020. 

OIL & GAS
Norteamérica impulsará el crecimiento de la oferta mundial de GNL

El petróleo y el gas en aguas federales del Golfo de México son una fuente importante de recursos en los Estados Unidos. El oeste y centro del Golfo de México, que incluye las costas de Texas, Louisiana, Mississippi y Alabama, son una de las principales áreas productoras de petróleo de los Estados Unidos. 

Los resultados del análisis de la EIA muestran que la producción de crudo proveniente del Golfo de México ha tenido excelentes resultados desde 2018, año en el que alcanzó record de 1.8 millones de bpd. En 2019, incluso al contabilizar los cierres a consecuencia del huracán Barry, ocurrido en julio y que causó una caída de la producción, se espera que el año cierre con una cifra promedio de 1.9 millones de bpd.

Figura 1. Crecimiento en la producción de crudo Offshore en el Golfo de México

En el Golfo de México (GOM) luego de incluir los ajustes previstos para los cierres relacionados con huracanes para el resto de 2019 y para 2020, la EIA espera que la producción de petróleo establezca nuevos récords en 2019 y en 2020. 

El mayor impacto en producción en el Golfo de México en una década 

En el Golfo de México la disminución de producción de petróleo relacionada con el huracán Barry fue la mayor en la producción mensual de petróleo en más de una década. La disminución fue temporal y geográficamente aislada en la región Offshore del Golfo de México. 

OIL & GAS
La producción de Shale en EEUU está próxima a alcanzar 9 millones de barriles por día

En 2019, la producción offshore de petróleo en el Golfo de México cayó en 332,000 bpd en julio, para totalizar 1.6 millones de bpd, a consecuencia de la evacuación de algunas plataformas de producción como prevención por el huracán Barry. 

Según la información de la Oficina de Seguridad y Control Ambiental (BSEE) del Departamento del Interior de EE.UU., 283 plataformas offshore de petróleo y gas en el Golfo de México, alrededor del 42% del total regional, fueron evacuadas a mediados de julio. 

La BSEE estimó que aproximadamente el 70% de la producción de crudo del Golfo de México salió de operación en el momento máximo de la interrupción como resultado de la evacuación. Excluyendo la zona offshore del Golfo de México, la producción de petróleo crudo en el resto de los Estados Unidos aumentó en un total combinado de 56,000 bpd en julio, mitigando parcialmente la interrupción. 

Esta situación se resolvió con relativa rapidez y no quedan interrupciones causadas por el huracán Barry. Aunque los datos finales aún no están disponibles, la EIA estima que la producción de petróleo crudo del GOM alcanzó en agosto de 2019 la cifra de 2.0 millones de bpd. 

Históricamente, muchos de los mayores descensos mensuales en la producción de petróleo crudo de EE.UU. han sido el resultado de huracanes. Los huracanes Gustav e Ike provocaron que la producción de petróleo cayera en más de 1 millón de barriles por día en septiembre de 2008. Los huracanes Katrina y Rita provocaron una disminución similar mes a mes en septiembre de 2005. 

Figura 2. Los hitos marcados por los huracanes en la zona del Golfo de México

El aporte de la producción del Golfo de México al agregado total de EE.UU. 

La producción de petróleo crudo de EE.UU. se mantuvo relativamente estable durante los primeros siete meses de 2019 debido a interrupciones en las plataformas del Golfo de México y la desaceleración del crecimiento en la producción de petróleo. Sin embargo, la EIA espera que el crecimiento se recupere en el cuarto trimestre de 2019 en la medida que la producción regresa a la normalidad en el Golfo de México. 

Según los últimos niveles de producción esperados en campos nuevos y existentes incluidos en la Perspectiva de Energía a Corto Plazo (Short Term Energy Outlook - STEO) de la EIA, la producción anual de petróleo en el GOM aumentará a un promedio de 1.9 millones de bpd en 2019 y se proyecta para 2020 que alcanzará 2.0 millones de bpd. 

La producción de crudo en EE.UU. continúa en crecimiento y para 2020 la EIA proyecta un promedio de 13 millones de barriles por día. Con el nivel de crecimiento proyectado de la producción de petróleo del Golfo de México, se espera que ésta represente el 15% de la producción total de petróleo de EE.UU. para 2019 y el 2020. 

En 2011 la producción proveniente del GOM representó 23% de la producción total de EE.UU., la diferencia respecto a 2019 es debido al crecimiento superior de la producción Onshore, la cual supera el crecimiento de la producción Offshore. 

Figura 3. Proyección de la producción total de EE.UU.

Expectativa de desarrollo en el Golfo de México para 2020 

Los productores esperan que ocho nuevos proyectos entren en línea en 2019 y cuatro más en 2020. La EIA espera que estos proyectos contribuyan con aproximadamente 44,000 bpd en 2019 y aproximadamente 190,000 bpd en 2020 a medida que los proyectos aumenten la producción. 

Como es de esperar, las incertidumbres en los mercados petroleros afectan la planificación y las operaciones a largo plazo en el GOM, y en consecuencia los plazos de los proyectos futuros pueden cambiar. 

Figura 4. Inicio de proyectos en aguas profundas en el Golfo de México (2019-2020)

Debido a la cantidad de tiempo necesario para descubrir y desarrollar grandes proyectos Offshore, la producción de petróleo en el GOM es menos sensible a los movimientos del precio del petróleo a corto plazo que la producción en tierra en los 48 estados. 

En 2015 y principios de 2016, la disminución de los márgenes de ganancias y la reducción de las expectativas de una rápida recuperación del precio del petróleo llevaron a muchos operadores de GOM a reconsiderar los futuros gastos de exploración y reestructurar o retrasar los contratos de las plataformas de perforación, lo que provocó que el recuento mensual promedio de plataformas disminuya hasta 2018. 

 

Figura 5. Cantidad de Rigs en el golfo de México

EIA pronostica que los precios spot del crudo Brent promediarán US$ 59 / b en el cuarto trimestre de 2019 y luego caerán a US$ 57 / b en el segundo trimestre de 2020, que es US$ 5 / b más bajo que el pronóstico en el STEO de septiembre. 

A pesar del reciente aumento en las interrupciones del suministro, la EIA espera que la presión a la baja del precio del petróleo continúe en los próximos meses a medida que aumenten los inventarios mundiales de petróleo durante la primera mitad de 2020. 

Los aumentos del precio del petróleo crudo en 2017 y 2018 en relación con los mínimos en 2015 y 2016 aún no han tenido un efecto significativo en las operaciones en el GOM, pero tienen el potencial de contribuir a aumentar el conteo de plataformas y los descubrimientos de campo en los próximos años. A diferencia de las operaciones en tierra, la disminución del número de plataformas no afecta los niveles de producción actuales, sino que afecta el descubrimiento de campos futuros y la puesta en marcha de nuevos proyectos. 

 

Te puede interesar: EIA: interrupciones no planificadas de producción en países no-OPEP en nivel más bajo desde 2011