América Latina a la par de Marruecos, España y Estados Unidos con su planta termosolar en Chile - World Energy Trade
19
Mié, Feb
INNOVADORES

América Latina a la par de Marruecos, España y Estados Unidos con su planta termosolar en Chile

El proyecto evitará la emisión de aproximadamente 870.000 toneladas de CO2 al año.

Energía Solar
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times
Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Antofagasta será el epicentro para la primera planta termosolar de América Latina, la cual contará con una capacidad de 110 MW y 17,5 horas de almacenamiento térmico, y que formará parte del Complejo Solar Cerro Dominador, por lo que cuenta con más de 1.000 hectáreas, junto a una planta fotovoltaica con capacidad de 100 MW, que se estima este culminada para el 2020.

A la fecha se lleva adelantado un 80 % de la obra, iniciada en mayo de 2014 con la colocación de la primera piedra, esperando iniciar en diciembre de este año las pruebas de conexión para la planta termosolar, obra que además ha generado más de mil empleos. El proyecto de Cerro Dominador cuenta con 7 mil cristales que apuntan a la torre donde se genera electricidad y será capaz no sólo de satisfacer la demanda de energía de la población y la industria, sino que evitará la emisión de aproximadamente 870.000 toneladas de CO2 al año.

EIG Energy Global Partners es la empresa detrás del proyecto para el cual se tiene estipulado una inversión total de US$ 1.400 millones, los cuales serán invertidos entre otras cosas en la instalación de espejos para captar la radiación solar o heliostatos, cristales que ayudarán a la activación de una turbina para generar la electricidad que será inyectada a la red nacional, gracias a que apuntarán a un receptor en la cima de la torre con la intención que produzca vapor.

Las tecnologías de la termosolar y la fotovoltaica serán capaces de generar electricidad 24 horas al día, regulándola según consumo y horarios, en una planta en la cual los 392.000 paneles instalados captan la radiación solar y la transforman en energía eléctrica. Siendo una de las principales ventajas de este proyecto que su planta fotovoltaica cuenta con una tecnología más madura, consolidada y que requiere breves períodos para la instalación.

La energía generada pasa directamente al sistema eléctrico chileno para ser consumida por la industria y los hogares, gracias a que la planta fotovoltaica está conectada a una subestación seccionadora y sus módulos convierten a la energía solar que incide sobre ellos en electricidad.

La región de Antofagasta, al norte del país, especialmente en la comuna María Elena se le dio vida al proyecto por ser considerado el desierto de Atacama una de las zonas donde hay el mayor porcentaje de radiación solar a nivel mundial. Proyecto que además es uno de los más relevantes de América Latina en cuanto al aporte de renovación de la matriz energética, que será presentando en diciembre de este año en la Conferencia de las partes COP25, a realizarse en Santiago de Chile.

 

Te puede interesar: