La pequeña provincia canadiense que podría liderar el futuro de la energía - World Energy Trade

La pequeña provincia canadiense que podría liderar el futuro de la energía

Una puesta de sol sobre la ciudad de Saskatoon

Una puesta de sol sobre la ciudad de Saskatoon

General
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times
Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Saskatchewan, que es una provincia de Canadá, ha saltado a la vanguardia de la nueva tecnología energética. No lo hace con garantías de préstamo para las empresas de energía solar o con grandes concesiones de tierras para empresas de energía eólica. Más bien, está estudiando lo que puede resultar ser el mayor cambio en la tecnología energética de este siglo: la adopción de pequeñas centrales nucleares modulares.

El gobierno de Saskatchewan está creando una oficina dentro de su Ministerio de Medio Ambiente para planificar la adopción de la energía nuclear. La política se ajusta a la provincia en parte porque Saskatchewan es una fuente de uranio.

Este programa permitiría a la provincia mantener su producción de energía local. Además, Saskatchewan es grande geográficamente pero pequeña en población, por lo que podría beneficiarse enormemente de la flexibilidad de estas plantas.

Las pequeñas centrales nucleares serán capaces de generar entre 50 - 300 MW

¿Permitirán las naciones petroleras que la energía renovable sustituya al petróleo?
ENERGÍAS ALTERNATIVAS
¿Permitirán las naciones petroleras que la energía renovable sustituya al petróleo?

Los pequeños reactores modulares (small modular reactors, SMR, por sus siglas en inglés) que Saskatchewan está estudiando pueden producir entre 50 y 300 megavatios de potencia. Apuntan a pequeñas plantas que incluso podrían ser transportables. Ya hemos escrito antes sobre los pequeños reactores nucleares modulares, incluyendo sus beneficios para las empresas y los pequeños municipios.

Para una provincia completa de 251.700 millas cuadradas y casi 1,2 millones de personas, estos SMRs proporcionarían flexibilidad y eficiencia de costos, con el beneficio adicional de proporcionar electricidad sin contaminación.

A menudo resulta prohibitivo construir grandes centrales nucleares tradicionales. Las empresas de servicios públicos y los gobiernos ya no quieren construirlas. Según la Administración de Información Energética, la edad promedio de una planta nuclear en los Estados Unidos es de 39 años.

Las SMR pueden ser puestas en marcha por mucho menos. También son ideales para centros de población más pequeños, y la ciudad más grande de la provincia, Saskatoon, tiene menos de 300.000 habitantes. Los SMRs también podrían ser grandes fuentes de energía para fábricas y granjas de servidores.

Saskatchewan sigue comprometida con proyectos solares y eólicos para operar en conjunto con la generación de energía tradicional como las plantas de gas natural. Sin embargo, si Saskatchewan sigue adelante con sus ambiciones nucleares, podría ser un gran ejemplo y guía para los gobiernos de todo el mundo.

 

Noticia tomada de: Forbes / Traducción libre del inglés por WorldEnergyTrade.com

 

 Te puede interesar: