La empresa de energía solar de BP pone en marcha el mayor proyecto del Reino Unido hasta la fecha - World Energy Trade

La empresa de energía solar de BP pone en marcha el mayor proyecto del Reino Unido hasta la fecha

La empresa de energía solar de BP pone en marcha el mayor proyecto del Reino Unido hasta la fecha

"La gran ventaja de la energía solar es su sencillez"

Energía Solar

"Ahora me está asustando", ríe Mark Davis, mientras un carnero de aspecto amenazante da un paso hacia él desde debajo de un panel solar inclinado. El corpulento director de operaciones está recorriendo la granja Manor, cerca de Leighton Buzzard, en Bedfordshire, donde las ovejas utilizan los paneles solares para darles sombra y un robot de limpieza por control remoto con aspecto de minitanque arroja constantemente agua por los paneles.

Un persistente zumbido parecido al de un secador de pelo procede del enorme inversor verde, que convierte la electricidad de corriente continua que generan los paneles en la corriente alterna que utiliza la red eléctrica. Este es uno de los 270 parques solares que ha desarrollado Lightsource BP en el Reino Unido.

La empresa -una joint venture entre su fundador, Nick Boyle, y el supergrande petrolero BP- es, según algunas mediciones, el mayor promotor solar del mundo.

Se trata de un sector que está en el punto de mira en medio de un impulso a la seguridad energética, un aumento de la demanda de los consumidores y una disputa sobre el uso de la tierra. En este contexto, Lightsource BP está llevando a cabo un agresivo plan de expansión mundial -estará presente en 20 países a finales de año- y, según revela The Guardian, acaba de dar el pistoletazo de salida a su mayor proyecto en el Reino Unido hasta la fecha.

El mes que viene comenzará la construcción del vasto proyecto Tiln Farm, en Nottinghamshire. Cuando esté terminada, tendrá una potencia máxima de 61 megavatios. Este proyecto forma parte de los planes de Lightsource para aumentar su producción de casi 6 GW a 25 GW en 2025, lo que equivale a suministrar energía a 19 millones de hogares, frente al objetivo original de 10 GW en 2024. Entre sus numerosos proyectos se encuentran el extenso proyecto de Woolooga, en el noreste de Australia, y el mayor parque solar flotante de Europa, en el embalse Queen Elizabeth II, al suroeste de Londres. A largo plazo, cuenta con 55 GW en su cartera de proyectos. La empresa también tiene previsto ampliar rápidamente sus operaciones de almacenamiento en baterías, que suelen ubicarse junto a los parques solares.

Se trata de una visión ambiciosa ideada por Boyle, que se inició en los servicios financieros antes de fundar Lightsource en 2010. Desde entonces, la empresa ha pasado de ser una operación minúscula con seis empleados a contar con una plantilla de 900 personas. En Manor Farm, un numeroso grupo con chaquetas naranja de alta visibilidad examina minuciosamente el lugar. Cada seis semanas, se envía un viaje en autobús para que los cientos de nuevos empleados contratados durante la pandemia conozcan de primera mano sus operaciones.

"La gran ventaja de la energía solar es su sencillez", dice Boyle, hablando por videoconferencia desde la sede de la empresa en Londres.

"Sale el sol y luego es simplemente una reacción química". Boyle argumenta que la subida de los precios de la energía tras la invasión rusa de Ucrania ha subrayado los argumentos a favor de esta tecnología. "El precio [para generar] energía solar es exactamente el mismo hoy, y será el mismo mañana porque no tenemos materia prima; es gratis. Sube cada mañana y baja cada noche".

Estos bajos costes han hecho que se pida un impuesto a los generadores, ya que los precios de la electricidad al por mayor están ligados a las crecientes sumas que se pagan por el gas. Boyle insiste en que Lightsource BP no ha visto ninguna ganancia inesperada. "Seguimos vendiendo la electricidad al mismo precio, porque los nuestros suelen tener acuerdos de compra de energía a largo plazo", afirma. Estos ingresos fijos ofrecen seguridad para futuras inversiones, que también se financian con la venta de proyectos solares más antiguos.

Las últimas cuentas de Lightsource, correspondientes a 2020, muestran unas pérdidas de 42 millones de libras, sin cambios respecto al año anterior, con una facturación de casi 8 millones de libras, que asciende a 62,6 millones. "Definitivamente estamos en la etapa de crecimiento, por lo que el beneficio tiene el aspecto que tiene. No nos disculpamos por este hecho... no se puede reinvertir y esperar obtener también grandes beneficios".

El año pasado, Lightsource consiguió 1.300 millones de libras de financiación adicional de 10 instituciones mundiales y Boyle dijo que no hay planes de recurrir a BP para obtener fondos. El productor de petróleo, valorado en 79.000 millones de libras, pagó alrededor de 150 millones de libras por una participación del 43% en el negocio en 2017, después de seis años alejado de la energía solar. Aumentó su participación a una empresa conjunta 50/50 dos años después.

El regreso de BP a la energía solar y su reciente campaña de marketing para las inversiones en energías renovables han provocado acusaciones de lavado verde. Boyle habló junto al director ejecutivo de BP, Bernard Looney, cuando, a principios de 2020, anunció a bombo y platillo los objetivos de la empresa de alcanzar el nivel cero en 2050. Algunos creen que la empresa petrolera debería ser más ambiciosa, mientras que otros, en particular algunos inversores de la City, estaban preocupados por sus beneficios antes de las ganancias de este año por culpa de Ucrania. Boyle sostiene que Looney ha "cogido el toro por los cuernos" en el cambio energético.

"Hay una unión entre diferentes formas de tecnología: hay una transición desde donde hemos estado hasta donde vamos en última instancia, no es apretar un interruptor", dice Boyle. "Esperábamos una especie de arrogancia [por parte de BP] de 'nosotros tenemos 100 años y vosotros sois un pececillo' y nunca se materializó en absoluto. Sólo nos han apoyado... nos han dejado dirigir nuestro negocio".

Para los hogares, la demanda de paneles solares se ha disparado al tener más sentido la economía de la inversión.

Boyle afirma que, aunque no compite con los pequeños proveedores nacionales, los costes de los materiales y del transporte han aumentado. En Estados Unidos, los precios de las acciones de las empresas solares se han disparado.

En su campaña electoral, Liz Truss recalentó un viejo debate, sugiriendo: "Lo que no deberíamos hacer es poner paneles solares en tierras productivas". Boyle rechaza ese argumento. "Apretar un interruptor y que se encienda la luz debería ser una prioridad", dice. "No creo que haya que utilizar terrenos agrícolas de primera calidad ni mucho menos". Desde que se convirtió en Primera Ministra, Truss parece haber suavizado su postura en torno a algunas tecnologías verdes, sobre todo relajando las normas sobre los parques eólicos en tierra.

Hay muchos indicios de que la agricultura y la energía solar no se excluyen mutuamente. La semana pasada, el gigante español de la energía Iberdrola puso en marcha un proyecto piloto en un viñedo del centro de España en el que se emplean rastreadores para mover los paneles solares con el fin de proporcionar los niveles adecuados de sombra para mejorar la calidad de las uvas. Mirando el terreno pedregoso e inhóspito de Manor Farm, es fácil ver por qué este campo se adapta a sus improbables compañeros de cama: la alta tecnología solar y el refugio de las ovejas.

 

Noticia tomada de: The Guardian /  Traducción libre del inglés por World Energy Trade 

 

Inscríbase gratuitamente a nuestro boletín semanal aquí.

 

No dude en ponerse en contacto con nosotros para darnos sugerencias y noticias. Es suficiente con enviar un mensaje a: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. / +1 786-448-7655 para hacérnoslo saber.

 

 

 

Te puede interesar:

Si eres seguidor de World Energy Trade hoy puedes resultarnos más útil que nunca. La emergencia del coronavirus ha ocasionado un lógico desplome sin precedentes de la publicidad, nuestro único sustento económico para poder informar.

Necesitamos a todos y cada uno de nuestros trabajadores y colaboradores que, cada día, están demostrando su valía en un entorno de trabajo complicado por las restricciones que impone el virus. Jornadas laborales interminables y medios tecnológicos no habituales hacen aún más difícil y costosa nuestra labor. Con la publicidad en crisis, el lector de World Energy Trade puede ser un asidero de enorme importancia.

Danos tu apoyo aportando lo que quieras.

QUIERO COLABORAR

No pierdas la oportunidad de leer este reportaje:

Vehiculos Electrico Hidrogeno Foto Ref